¿Reducir la deuda pública sin destruir más pymes?

Written by

Deuda pública, grandes riquezas y el señor Draghi como ejemplo comunista

 

No es poco común en la actualidad, encontrarse con artículos, entrevistas y documentos que desmienten con gran facilidad, aquello que consumimos a través de los medios de comunicación más notables y que constituye el “pan nuestro de cada día”.

Así desmiente Vincenç Navarro, (Catedrático de Ciencias Políticas y Políticas Públicas de la Universidad Pompeu Fabra), las respuestas ofrecidas por el BCE ante la pregunta ¿cómo reducir la deuda pública?

Resulta curioso descubrir que la deuda pública de la que dispone España, va más allá de la situación de crisis económica del país.

En palabras de Vincenç, “El Estado español es pobre y no tiene recursos, pero España no lo es, tiene amplios recursos que el Estado podría recoger y que no recoge, forzándole a tener que pedir dinero prestado”.

Antes de la crisis, España se gastaba 66.000 millones menos de lo que debía gastarse en su Estado del Bienestar por el nivel de desarrollo económico que tenía. España tenía y continúa teniendo estos recursos. Lo que pasa es que el Estado no los recoge, y no lo hace porque las fuerzas conservadoras y sus instrumentos políticos tienen un enorme poder, situación que se remonta a épocas históricas anteriores y que ha configurado el Estado español”

Mario Draghi y las tijeras de podar

A pesar de ello, el señor Draghi, presidente del BCE, afirma que para poder acabar con la deuda pública, los países de la UE han de acabar con la Europa Social (afirmación aplaudida con efusividad por las grandes fortunas, y con llantos por los ciudadanos medios).

Como es de costumbre, se apela al ciudadano de a pie, ya sea incrementando los impuestos o reduciendo el gasto del Estado sobre éste, y no a los grandes beneficiados de este sistema de pacotilla.

Y si no que le pregunten a la familia de la tristemente fallecida Duquesa de Alba, que probablemente entiendan de que trata el tema.

La solución según Vincenç (o al menos parte de la solución), no reside en cargarse el Estado Social (cuyas destrucción ha sido comprobada en numerosas ocasiones y no positivamente); sino en que el Estado sea capaz de “recolectar” la riqueza de que dispone, estableciendo una política fiscal justa.

Mientras que esto no suceda, continuarán sucediéndose el desplome de familias, de desahucios, de cierres de pymes, de empeoramiento de las condiciones de trabajo, y de pobreza general del país mientras aumenta su deuda.

Muchas más medidas deberían de implementarse para poder salir de esta crisis, pero seguramente sería ésta un buen comienzo… la dificultad está en cambiar algo que a tantas personas influyentes les conviene.

 

Reflexiones producto de la entrevista realizada a Vincenç Navarro, Catedrático de Ciencias Políticas y Políticas Públicas, de la Universidad Pompeu Fabra (Link: http://blogs.publico.es/vicenc-navarro/2015/02/06/las-ignoradas-o-silenciadas-causas-de-la-elevada-deuda-publica-en-espana-y-en-grecia/)

Article Categories:
Siglo XXI

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Menu Title